6 de abril de 2009

En Santander




De nuevo en Santander. Tiempo para el ocio, tiempo para la lectura, salir a cenar, trasnochar ,no madrugar.
Me da pereza venir aquí, pero luego reconozco que lo disfruto y me gusta mucho, incluso me da pereza volver a Madrid, a la rutina de siempre.
Los paseos por el marítimo, ir de compras sin los agobios del ritmo de Madrid.
Las cenas contundentes y la copita de después.
Esos cambios de tiempo pero siempre húmedo y ventoso.
No creo que nos de tiempo a excursiones, sólo ver a la familia y poco más.
Carguemos la pilas.
Publicar un comentario