20 de mayo de 2012

La máquina del tiempo


Me siento como Rod Taylor protagonizando la adaptación de la gran pantalla de la novela de H.G. Wells  desde que tengo el Iplus. Y es que mi vida ha cambiado por completo desde que lo tengo. 


Me grabo todas las series que me gustan y luego veo todos los capítulos seguidos.  Una gozada.
Cuando suena el teléfono paro y le doy marcha atrás para no perder ningún diálogo. Si quiero preparar la cena, pues paro la película y termino de verla con una rica cena. Los anuncios los puedes pasar rápido, hasta 3 velocidades.
Pero es que además puedo parar incluso cuando estoy viendo la emisión en directo. Lo pausas y vas al baño sin perder ni un sólo detalle.


Altamente recomendable. Mira que me lo decía mi hermano y yo no le hacía ni caso...
Espero que no vengan los Morloks a fastidiarme la fiesta de este mundo feliz
Publicar un comentario