12 de mayo de 2012

Sobrevivir


Egipto, desierto del Sahara, aparece casi intacto un avión británico de combate de la Segunda Guerra Mundial.
Como si Steven Spielberg hubiese elegido el guión de lo que ocurrió.

Al parecer el piloto perdió el rumbo y se estrelló. Dicen que su conservación es espectacular, la arena y el aire tan tan seco lo han conservado sin corroerse.
Gracias al buen estado de conservación del aparato, se ha podido identificar el modelo con el número de serie e incluso quién lo pilotaba.
"El P-40 , un avión de combate fabricado en EEUU, un monoplaza que fue tripulado por Dennis Copping, un piloto de 24 años en paradero desconocido desde junio de 1942." (El Mundo)
Lo apasionante de esta historia no es sólo que después de 70 años se descubra en pleno Sahara un avión olvidado. Ni que se conserve en perfecto estado el avión.
En mi opinión la historia dramática la escribe Dennis y su agonía de sobrevivir a un accidente de avión y encontrarse en un desierto agresivo, inhóspito, solitario, sin agua ni comida y sin posibilidad de ayuda ni de sobrevivir. ¿Qué debió pasarle por la cabeza a Dennis mientras se construía con el paracaidas un parasol e intentaba poner en funcionamiento la radio utilizando las baterias del avión? ¿Cuanto tuvo que sufrir mientras esperaba?, ¿Cuantos días sobrevivió? Al parecer decidió salir a buscar ayuda o seguramente a intentar encontrar agua, ya que su olvidado esqueleto aún no se ha encontrado. Sería apasionante y sobrecogedor poder leer la historia de los hechos detallada como Gabo hizo con el naúfrago. Pero entonces hubiera sido un final feliz. Entonces hubiese sobrevivido.

Publicar un comentario